Jazz de la abeja en Voltaire

Paris_Metro_Voltaire
En el andén de Voltaire
Paul denunció
el calor excesivo,
con un gesto de alas mojadas,
para que me despojara
de tanta escayola,
………………………….y un botón rodó
…………………………………por sí mismo
……………………………………….hasta los raíles,
…………………………………………. con agónico son,
e incluso detuvo el vagón
donde viajan todos los viajes
toda la colmena
de la que se desvió
una abeja tigre
para suicidarse sin vergüenza
sobre el graffiti de la bóveda
siempre sin aire
siempre con cerveza…
…y la culpa se desvinculó
de todos los cuellos
para alojarse en los bolsillos,
en la moneda demasiado silenciosa
en el eco de la raída humanidad…

Duna

Una abeja en Voltaire –
(c) –
Duna

Ángeles Pálidos (II)

Ángeles pálidos 3
No es rocío,
no es sudor,
tampoco son temblores propios.
En la estatua del jardín
vislumbramos nuestro sentir.
Sin querer, o tal vez sí,
contagiamos nuestra sangre
al mármol gélido,
al desprotegerlo de la pátina de lo inerte.

Absortos, le instauramos un alma
y creemos en su oído.
En nuestra noche,
nos olvidamos de su existencia,
y de su frío.
Es una lágrima blanquísima
su abrigo del olvido.
Duna.

Safe Creative #1404300756596